Internacionales - 13.09.2016

Las islas con belleza siniestra

En la segunda mitad del siglo XIX, Kalaupapa se convirtió en una comunidad de lepra.
Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Google Plus Compartir en WhatsApp
Las islas de Hawai y sus leyendas ancestrales.
Las islas de Hawai y sus leyendas ancestrales.
Llegaron a la isla de Molokai, en Hawai, pensando que su único destino era la muerte. Es lo que sucedió con unas 8.000 personas que, entre 1866 y 1969 fueron trasladadas a Kalaupapa, una remota península en el norte de esta isla hawaiana que durante 100 años sirvió como lugar de exilio forzado de enfermos de lepra. Actualmente queda un grupo de unos 10 pacientes quienes, libres para marcharse lejos, eligieron quedarse en sus humildes bungalows en el aislado territorio en el que construyeron una vida, forjaron familias y llegaron a ser felices.

Kalaupapa es un hermoso territorio situado en la costa norte de la pequeña isla hawaiana de Molokai a la que está unida por un estrecho sendero de tierra. En la segunda mitad del siglo XIX, Kalaupapa se convirtió en una "comunidad de lepra" a la que llegaron enfermos de todas las edades que fueron obligados a dejar atrás sus hogares y familias.

La lepra, hoy conocida como enfermedad de Hansen por el científico que identificó por primera vez la bacteria que la causa, llegó a Hawái con las personas que emigraron al archipiélago para trabajar la tierra.
Los hawaianos no habían sido expuestos antes a la enfermedad y esta falta de inmunidad hizo que el mal se propagara de forma alarmante. En 1865, Hawái aprobó leyes que permitían el arresto y traslado de las personas con lepra a "lugares de tratamiento o aislamiento" y en 1866 se creó la colonia de Kalaupapa.
Los envíos de pacientes se producían dos o tres veces al año. En total se cree que, a lo largo de un siglo, llegaron unas 8.000 personas. Keola es una de las personas que buscó la ayuda de Ka 'Ohana O Kalaupapa, organización sin ánimo de lucro formada por pacientes de Kalaupapa, familiares y amigos de la comunidad.
"Uno de los objetivos de 'Ohana es servir de contacto para los familiares que intentan encontrar sus raíces en Kalaupapa", le dice a BBC Mundo Valerie Monson, coordinadora de la organización, que lleva casi 30 años haciendo entrevistas a los habitantes del lugar.

"Muchos descendientes viajan a Kalaupapa para completar su árbol genealógico y encontrar la máxima información posible sobre sus ancestros, de los que quizá no sepan nada", agrega.
Por el momento sólo 1.300 tumbas identifican dónde descansan los restos de quienes fallecieron por la enfermedad. De las otras 6.700 personas todavía no se sabe exactamente qué fue.
Kalaupapa está separada por traicioneros acantilados del resto de Molokai, una isla sin semáforos que se enorgullece de su aislamiento rural.
La península tiene un paisaje que quita el aliento a la vez que fascina.

Fuente: bbc.com
Otras noticias
Nuevos equipamientos en Ciencias de la Salud
Mural homenaje a artistas gualeyos
Seminario Taller de Extensión
Unernoticias
Periódico Digital de la Universidad Nacional de Entre Ríos
Portada | Institucional | Facultades | Proyectos | EDUNER | Radio | Cultura | Becas | Internacionales | Contacto
La UNER en Facebook La UNER en Twitter La UNER en Youtube La UNER en Flickr